El "Loco" explicó el motivo del proyecto que diseñó su hermana con una inversión de más de 2 millones de dólares.


La ceremonia de inauguración del nuevo hotel de Newell’s contó este sábado con la ansiada participación de Marcelo Bielsa para festejar los 115 años de vida del club del Parque de la Independencia y el entrenador aprovechó la ocasión para contar cómo nació la gran obra que financió en el predio de Bella Vista.

El técnico de Leeds reveló que todo surgió el día en que fue homenajeado con el bautismo del Coloso con su nombre y apuntó: “Ese día lo recuerdo como uno de los más felices de mi vida”. No obstante, sostuvo que desde ese mismo momento sabía que “no merecía la distinción” y argumentó que “hay ocasiones en la que uno no puede contar lo que siente porque la intensidad lo sobrepasa”.

“Desde 1992 hasta la fecha tuve muy pocas oportunidades de comunicarme con los hinchas”, contó el “Loco” a modo de introducción en el video que fue proyectado durante la cena homenaje en la que Jorge Bernardo Griffa cortó la cinta para la apertura oficial.

Precisamente el “Maestro” fue la figura a la que se refirió el ex seleccionador nacional y argumentó que el formador de juveniles es quien debería haber sido distinguido con el cambio de nombre del estadio. “Viví de cerca los últimos 50 años de Newell’s y según mi opinión, fue la persona más importante e influyente“, puntualizó.

Bielsa hizo un balance de la relación con la entidad y explicó: “Con el paso del tiempo llegué a la conclusión de que toda mi carrera profesional y gran parte de mi formación se la debo a Newell’s y a Jorge. En ese aspecto, creo sinceramente que todo lo que he recibido es mucho mayor de lo que ofrecí”.

Durante el evento, Griffa también le tiró flores al “Loco” y brindó por el pronto regreso del entrenador a la Lepra en uno de los momentos más emotivos de la cena rojinegra.






Comentarios