El violento episodio se produjo en Esperanza delante de testigos.


Un hombre de 41 años fue detenido tras atacar con una picana y arrastrar con el auto a su ex pareja en plena calle en la ciudad de Esperanza. Este fue el resultado de una escalada de violencia que comenzó hace un mes.

La fiscal de Las Colonias, María Laura Urquiza, lo imputó por incumplimiento de mandato judicial reiterado seguido por tentativa de homicidio calificado (por ser cometido a persona con quien ha mantenido una relación de pareja y por ser cometido por un hombre a una mujer mediando violencia de género); amenazas coactivas y daño; todo ello en el contexto de la ley de violencia de género.

Los hechos por los cuales se los acusó se remontan a un mes con reiterados incumplimientos de su restricción de acercamiento y desencadenó en el feroz ataque perpetrado este lunes.

El imputado interceptó a su ex pareja que circulaba en bicicleta y trató de obligarla a subir a su auto. Como la mujer se resistió, sacó una picana eléctrica y la tomó del cuello y de su cabello para doblegarla.

Ante esta situación, dos transeúntes salieron en defensa de la víctima pero el agresor le advirtió a uno de ellos: “¡Correte o te pego un chumbo!”.

Así, logró introducir a la ex pareja al auto, y con la puerta del acompañante abierta y quedando medio cuerpo de ella afuera, aceleró y comenzó a circular en contramano, mientras continuaba picaneándola y dándole golpes de puño en la cabeza. En medio de este caos, el hombre terminó chocando con dos vehículos que estaban estacionados.

Es evidente el desprecio del imputado no sólo por la vida ajena, sino por el género femenino. Para la realización de todas las maniobras violentas se aprovechó de su superioridad y fortaleza físicas”, sostuvo la fiscal.




Comentarios