Marlén Gieco nunca cruzó la línea de meta y la encontraron en shock 4 horas más tarde fuera de los senderos.


Una corredora de 38 años permanecía internada en estado crítico por una falla multiorgánica tras participar de una carrera de aventura en Monte Vera, al norte de la capital provincial. Los organizadores sospechan que se extravió durante la prueba y los médicos advirtieron que este lunes por la madrugada tuvieron que reanimarla por un cuadro de arritmia.

La búsqueda de Marlén Gieco comenzó este domingo pasado el mediodía, cuando concluía la primera prueba del circuito Mosquito Trail y sus compañeros advirtieron que aún no había cruzado la línea de meta. Cuatro horas más tarde fue hallada fuera de los senderos demarcados. Según fuentes policiales, sufrió un shock hipovolémico por la baja presión sanguínea y el personal que la atendió sospechaba que pudo haber sufrido un golpe de calor en medio de la prueba.

Una de las hipótesis que se barajaba en torno el episodio fue que la maratonista se extravió durante la prueba que se llevó a cabo en la zona rural con circuitos de 10 y 21 kilómetros más una modalidad integrativa de 5. “La encontramos fuera del recorrido. Estaba abajo de un aromito, por donde ella no debería haber pasado. Se equivocó de camino, le pasaron por al lado dos veces y no la vieron”, planteó Alfredo Martínez, uno de los organizadores consultado por Aire de Santa Fe.

Marlén estaba severamente deshidratada y también la había mordido una serpiente en la pierna, aunque eso pudo haber ocurrido luego de que se desmayara. No obstante, el tiempo que pasó hasta que fue trasladada al Hospital Protomédico Manuel Rodríguez complicó sus chances de recuperarse.

Una vez que ingresó al centro de salud de Monte Vera, la atleta fue trasladada al Hospital Cullen y quedó alojada con asistencia mecánica respiratoria en el área de terapia intensiva. El director Juan Pablo Poletti detalló el principal problema era el funcionamiento de sus riñones en el marco de una falla multiorgánica, aunque tanto su corazón como sus pulmones habían sufrido las secuelas de las toxinas que generó su cuerpo mientras estuvo tendida.




Comentarios