El Concejo Municipal prorrogó por 12 meses la obligación de cambiar los coches superados los diez años. El mismo beneficio obtuvieron los remiseros.


Además de aprobar el aumento tarifario, el Concejo Municipal autorizó a taxis y remises a no renovar aquellas unidades que ya habían cumplido el máximo de años permitido para su circulación como servicio público.

De esta manera, el cuerpo legislativo prorrogó de forma excepcional por el término de un año la vida útil de los taxis que hasta el 31 de diciembre de 2019 cumplían con el máximo de antigüedad exigida, que en este caso es de diez años. La misma prórroga se otorgó a los remises, que en este caso estaba estipulado que se renovaran cada cinco años.

Titulares de Licencias de Taxis pidieron el aumento de la tarifa en el Concejo. (Web)

En ambos casos es requisito ineludible para acceder a dicho beneficio que la unidad se encuentre en condiciones de acuerdo al control vehicular que deben realizar bimestralmente, y que cumplan con el resto de los requisitos exigidos por la Secretaría de Transporte y Movilidad que ejerce como autoridad de aplicación.

La posibilidad de que los propietarios de las chapas continúen usando unidades más antiguas se otorgó teniendo en cuenta que los últimos aumentos aprobados estuvieron por debajo de lo que indicaban los estudios de costos, con el fin de no incrementar la caída de pasajeros.

De acuerdo a la suba del 20% aprobada este jueves, la tarifa de taxis que comenzará a regir dentro de diez días quedó conformada del siguiente modo:

  • Bajada de bandera diurna: $ 63 (hasta ahora $52).
  • Ficha y minuto de espera: $2,90 (2,40).
  • Bajada de bandera nocturna: $70 ($58).
  • Ficha y minuto de espera:$ 3,20 (2,60).



Comentarios