Reclaman el cumplimiento el cupo que exige que un 50% del plantel de choferes de trasporte público sea femenino.


Ya no quedan mujeres que manejen colectivos del Transporte Urbano de Pasajeros (TUP), pese que una ordenanza municipal establece un cupo femenino del 50%. Presentan un recurso de amparo al respecto.

Hasta siete mujeres llegaron a estar a prueba en el TUP, tres de ellas trabajaron de forma temporal durante el periodo estival, cuando hay muchos choferes de vacaciones. Sin embargo ninguna de ellas quedó efectiva.

Mujeres colectiveras en Rosario

Cuatro de este grupo hoy no cuentan con trabajo, y por eso reclaman su reincorporación, resguardadas por la normativa municipal de 2006 que creaba el Programa Mujeres Choferes del TUP, y que había sido modificada en 2017.

Luego de reclamar infructuosamente por la vía administrativa, decidieron avanzar por la legal con un recurso de amparo al considerar discriminatoria su salida. “Cuando ellas se fueron siguieron llamando a hombres”, señaló su letrada.






Comentarios