Alejandro Candia pasó cinco días escondido y ya había protagonizado otro escape de la prisión en 2017.


A cinco días de la preocupante fuga de presos en la autopista Rosario-Santa Fe, la policía rosarina consiguió arrestar este lunes a un cuarto evadido entre los nueve que huyeron después de frenar la marcha del colectivo que los llevaba a Coronda la semana pasada.

Alejandro Andrés Candia fue identificado en la zona sudoeste al final del quinto día de la búsqueda que hasta el momento tenía a tres personas recapturadas. El interno de 33 años cayó luego de un allanamiento en Centeno al 2500, según fuentes de las fuerzas provinciales de seguridad.

El operativo estuvo a cargo de la Policía de Investigaciones (PDI) como parte de la pesquisa que se activó el último miércoles, cuando sólo cuatro reclusos quedaron dentro del minibús en el kilómetro 3 del corredor que conecta la ciudad con la capital provincial.

Las fuerzas provinciales difundieron imágenes sobre el procedimiento realizado en Centeno al 2500. (PDI)

El último hombre detenido después del oscuro episodio registrado en Granadero Baigorria estaba cumpliendo una condena de 10 años y 4 meses por robo calificado. A ese delito se suma el antecedente de otro hecho similar ocurrido en 2017, cuando logró fugarse de la cárcel de Pérez junto a otros cuatro delincuentes.






Comentarios