El titular de la cartera educativa provincial además sostuvo que no se está respetando el derecho a la educación.


El ministro de Educación del Chubut, Paulo Cassutti aseguró ayer desde Casa de Gobierno que luego de la reunión del Gobierno Provincial con los gremios docentes, que “vemos que hay intransigencia y no se está respetando el derecho a la educación”.

Actualmente Chubut lleva unas 12 semanas sin clases.

“El diálogo continuará abierto pero es la última propuesta económica que podemos ofrecer. Si mañana cambia la situación lo comunicaremos. Uno siempre les pidió reflexión, desde el Gobierno se respondieron las dudas y se acercaron las propuestas que solicitaban”, sostuvo el funcionario provincial. “Veo una postura de inflexión, vamos a alcanzar un acuerdo siempre y cuando las partes vayamos cediendo”, añadió.

Continuando explicó que “el pago del primer rango se adelantó una semana, estamos cumpliendo con el cronograma estipulado. Solicitaron el pago de cláusula gatillo, les dijimos que lo íbamos a pagar; aclaramos muchas cuestiones respecto a infraestructura en los establecimientos escolares, además creamos un fondo de asignación específica”. 




Comentarios