El Jefe de la Departamental La Paz remarcó que "esto no quiere decir nada" y que lo hizo para brindar transparencia.


Tras la denuncia del adolescente de Santa Elena por haber sido golpeado por Policías de la localidad entrerriana, allanaron la Comisaría y secuestraron documentación junto con elementos que puede ayudar a esclarecer la acusación.

La causa está en manos del fiscal Santiago Alfieri, y este la caratuló como “privación ilegítima de la libertad y vejaciones”, según detalla AHORA. La supuesta víctima señaló que fueron tres Policías los que lo atacaron y que luego se sumaron dos más, pero estos datos no es clara para la Justicia. 

“Hoy lo que hicimos fue realizar un relevamiento de la Comisaría, respecto de pasillos y demás, para corroborar los dichos del adolescente, y también tomamos alguna información formal respecto de la guardia y las novedades, con colaboración del jefe y subjefe de la comisaría, quienes están preocupados genuinamente por la situación”, detalló el Fiscal.

Las autoridades chequearán los datos aportados por el joven y lo que recolectaron en el operativo para definir los pasos a seguir. 

El jefe de la Departamental La Paz de Policía, Edgardo Corona, comunicó que el subjefe de la Comisaría, Leandro Molina, que estaba a cargo del lugar cuando ocurrió el episodio denunciado, fue relevado de su cargo.

Es un cambio que considero necesario y así lo dispuse mediante una resolución el día de la fecha”, señaló Corona y explicó que busca dar un marco de transparencia a la investigación.

Y remarcó: “Esto no quiere decir nada, sino que simplemente es un cambio que se genera y que puede ayudar a dilucidar y llegar a esclarecer el hecho que se denunció como que aconteció en la Comisaría”. Ahora Molina cumplirá funciones en la Departamental.





Comentarios