En la mañana de este jueves se dio a conocer un caso de discriminación en la localidad de Zapala. Una mujer quiso llevar a su hijo con Síndrome de Down a una pileta de natación y la dueña del establecimiento le habría confirmado que “no serán inclusivos”.

Según dialogó Beatriz Reyes, la madre de Máximo de 13 años, con LMN, el pequeño asistió a la colonia de vacaciones en el mes de enero y ante la posibilidad de las clases de natación en la temporada 2021, la mujer notificó que su hijo quería ir. “Ahí arrancó con las vueltas, me empezó diciendo que aún no estaba seguro que lo abrirían y me tiró un ‘cuando abramos las inscripciones te llamo’, pero nunca más”, contó.

Enfurecida, Reyes brindó detalles de lo que fue la conversión que mantuvo con la dueña a través de Whatsapp, quien le informó que los “superiores” de la institución no autorizaron la presencia de Max. “Hola Bety, no nos autorizaron para comenzar con grupos para Maxi hasta que presentemos proyecto”, le escribieron.

Una mujer denunció que su hijo con Síndrome de Down fue discriminado en un pileta de verano en Zapala. LMNeuquén

Luego, agregó: “La Municipalidad pide hacer el requerimiento porque tenemos que cambiar la licencia comercial por el fallecimiento de mi papá y por estándares propios de trabajos y comodidad de alumnos y profes”.

Ante esto, la madre del joven sostuvo su versión: “Las excusas continuaron y le tiraron la culpa a la municipalidad. Ahí di por finalizada la charla con ella y empecé a averiguar en Discapacidad de Zapala a ver si era cierto o no, pero se ve que se enteró y, desde un número desconocido me llamó. Primero me preguntó si ya había ido a la Municipalidad, cosa que aún no había pasado”, y luego, la conversación continuó “con justificaciones inverosímiles”.

Posterior a la charla, Reyes sostuvo que una de las dueñas del establecimiento en un momento se sinceró y explicó la verdad: “No vamos trabajar con grupos inclusivos y no es que la Muni no nos deja sino que nosotros decimos que no”.

Una vez terminado el diálogo, la madre del joven resaltó que a partir de ahora se encargará de hacer la denuncia correspondiente al INADI por discriminación a su hijo y por no tener las habilitaciones que la Institución debería tener. “Maxi, por ley, tengo derecho y se tiene que cumplir. Esto no puede seguir pasando”, finalizó.