En el marco de la pandemia de coronavirus y de tolerancia cero que rige en la ciudad de Neuquén este fin de semana este se controlaron a 270 vehículos en tres puestos localizados en Avenida Olascoaga y Humahuaca; Río Negro y La Quiaca; y Linares e Isla 132. En estos operativos se secuestraron 13 vehículos por alcoholemias positivas.

El subsecretario de Medioambiente y Protección Ciudadana, Francisco Baggio, indicó que "no ha aumentado ni disminuido este número. Es algo que se viene sosteniendo en el tiempo. Son entre 10 y 15 retenciones por fin de semana debido a esta infracción".

Controles de la policía de Neuquén

"Sorprenden dos cosas: la baja edad de las personas que deciden tomar alcohol y conducir, hubo dos casos de menores alcoholizadas; y llama la atención las excusas. Con esto de la necesidad de usar alcohol en gel se dan excusas de las más variadas", explicó el funcionario.

En este sentido, puntualizó: "Sorprende cuando una persona argumenta que tiene alcohol en sangre producto de haberse tocado las manos con alcohol en gel. Resulta risueño, ridículo y, obviamente, no es válida", sentenció en declaraciones radiales a LU5.

Policía controles

"No se puede tomar alcohol y conducir. Hay legislación nacional, provincial y municipal que lo prohíbe. Las consecuencias están a la vista, lo que ocurrió este fin de semana es una muestra más de lo que pasa cuando una persona decide tomar alcohol y conducir", apuntó Baggio.

El funcionario hizo referencia a la trágica muerte, que tuvo lugar este fin de semana, cuando un conductor alcoholizado cruzó el semáforo en rojo y embistió el auto en el que circulaba un estudiante de Enfermería.