Un niño de 10 años falleció electrocutado. La víctima intentó desenchufar un aparato mientras estaba todo mojado.

El incidente ocurrió alrededor de las cinco de la tarde en una vivienda en Moreno y calle Pública en Tunuyán.

Según el reporte oficial, el pequeño estaba bañándose en una pileta, salió y trató de desenchufar un compresor. En ese momento recibió la descarga eléctrica que resultó ser fatal.

Los familiares lo cargaron y llevaron lo más rápido posible al hospital Scaravelli pero cuando ingresó a la guardia estaba sin vida.

En el caso trabajó personal de la Oficina Fiscal de la Comisaría 15 de Tunuyán.