María Julia Amadeo, directora de Planificación y Evaluación de la Calidad Educativa despejó la duda.


Los feriados departamentales, hasta el momento, acogían a las escuelas. Aunque siempre quedó flotando en el aire, el interrogante si era correcto la interrupción del dictado de clases.

María Julia Amadeo, directora de Planificación y Evaluación de la Calidad Educativa de la Dirección General de Escuelas, despejó las dudas en declaraciones a LVDiez: “Nosotros valoramos mucho cada día de clases, como también lo hace la sociedad. En este marco, hemos decidido este año que los días que corresponden al feriado departamental sea un día de actividad en la escuela. Hemos propuesto una serie de materiales, para que ese día se hagan actividades diferentes en la escuela relacionada con el departamento, con su historia, geografía, cultura, sus problemas, necesidad, proyectos. Y que, de esta manera, los chicos puedan vincularse con el departamento ese día, pero como un día de trabajo en la escuela”.

Para los feriados departamentales, los docentes tendrán un material especial para trabajar.

“Nos interesaba rescatar todos los días de clases y de pues decidimos sumarle el valor adicional, y que sea un día de clases es valioso, decidimos que los chicos se identifiquen mejor y conozcan el departamento en cual está su escuela”, agregó Amadeo.

Tras esta determinación de la Dirección General de Escuelas, será obligatoria la asistencia a la escuela en los feriados departamentales. La ausencia, será contabilizada como falta. “Será un día común, como cualquier día de clase. Es para escuelas primarias y secundarias. Todas las escuelas de todos los niveles tienen clase. Ese día los docentes que estén en la escuela van a tener un material para que lo puedan trabajar antes y reparar ese día. Ese día de trabajo ellos van a trabajar sobre le departamento”, concluyó Amadeo.





Comentarios