El proyecto incluye sala de ensayo y grabación, estudio de radio un SUM para talleres y un anfiteatro afuera.


Comenzaron a recuperar un espacio público que se encontraba en desuso para la construcción de un edificio destinado a la promoción y al desarrollo de esos valores. Así, ladrillo tras ladrillo y dentro del Predio Municipal de Malvinas Argentinas (ex Batallón), comenzó a tomar forma la futura Casa de la Cultura.

La Comuna inició con los trabajos en la zona lindante al Bata Park, la pista de skate que se encuentra cercana a la puerta de ingreso que da a la calle Baroni, en Los Polvorines. Allí arrancaron las tareas de refacción de un inmueble que se encontraba abandonado y cerrado al público.

“Estamos reciclando una estructura muy antigua y deteriorada. En total, entre arreglos y partes nuevas, son 700 metros cuadrados de obra. Estamos terminando los revoques y los revestimientos en una parte. Y en otra ya colocamos las aberturas y los pisos”, explicó Alfredo Brussa, subsecretario de Obras Públicas y Planificación Urbana de Malvinas.

La nueva sede contendrá un estudio de radio, salas de grabaciones y ensayos con el correspondiente acondicionamiento acústico, un salón de usos múltiples para el dictado de los variados talleres y otro de exposiciones. También habrá sanitarios, oficinas y un recinto para reuniones.

Además, la obra contempla un anfiteatro para 150 personas en el exterior del edificio, muy cerca de la fachada, para realizar actividades al aire libre. Y avanzan en el montaje de un escenario semicubierto en el contrafrente de la Casa de la Cultura.

“El Municipio le da mucha importancia al aspecto artístico y eso me parece saludable. Esta obra nos va a servir para hacer más actividades sin dejar de llevar la cultura a los barrios. Queremos difundirla y descentralizarla”, expresó José Dell’ Arciprete, subsecretario de Cultura de Malvinas.

Así, tanto los artistas locales como las personas que concurren a los talleres y cursos contarán con otro lugar gratuito y propio dentro del distrito para desarrollar sus actividades. Además, el nuevo edificio servirá como otra sede para el desarrollo de eventos, expresiones y exposiciones artísticas, tal como lo vienen realizando los centros y anexos culturales en los diferentes barrios del Partido.

“La gente se enganchó con las actividades y hubo mucha demanda. Hoy estamos teniendo más de 4.000 alumnos en total entre todos los talleres”, añadió Dell’ Arciprete.




Comentarios