El Movimiento de Mujeres solicitó una audiencia con el ministro de salud mientras que sectores del pañuelo celeste realizaron una vigilia fuera del hospital.


A primeras horas de la mañana en el hospital Materno Infanitl se practicó la cesárea a la niña de 12 años, víctima de una violación en San Pedro, que había pedido junto a su familia la interrupción legal del embarazo.

En las puertas del Materno Infantil la policía provincial dispuso un importante vallado preventivo ante a posibilidad de concentraciones por parte de los grupos pro vida y pro aborto.

Grupos pro vida se encuentran desde temprano realizando una vigilia con carteles pidiendo por las “dos vidas“.

Grupos Pro Vida

Organizaciones feministas y de derechos humanos sostienen que con la cesárea no se cumplió con el procedimiento y por esto se congregaron desde temprano en la sede del ministerio de Salud provincial para solicitar un audiencia con el ministro Bouhid.

En tanto, al mediodía, estas organizaciones tienen previsto hacer una radio abierta frente al hospital Materno Infantil.

Concetrancion en el Hospital Materno Infantil (Web)

Sobre la oposición de estos grupos al método utilizado, el ministro Bohuid señaló a la prensa que “como no está taxativamente escrito es todo interpretable“, que se dio una “respuesta sanitaria a medida” y lamentó que el “vacío legal” existente deje a “los equipos de salud expuestos a que todo mundo realice juicios sobre su proceder”.






Comentarios