En un comunicado el Obispo, que se encuentra en Roma, pide que "el caso se resuelva de la mejor manera, salvando las dos vidas".


Continúa abierto el debate en la sociedad sobre el aborto y en este contexto se produce el pedido de la familia de la niña de 12 años, que fue violada por un hombre de 60 años, para realizar la interrupción legal del embarazo, según indica el protocolo.

Sigue en espera la resolución para la nena que se encuentra internada en el hospital Materno Infantil con un embarazo de 23 semanas producto de una violación.

La Iglesia por medio de un comunicado en nombre del Obispo Cesar Fernández, el cual se encuentra en Roma con trabajos de la Comisión de Ministerios del CEA, señala su solidaridad con la niña y la familia y solicita “que el caso se resuelva de la mejor manera, sin aumentar dolor al dolor, salvando las dos vidas“.

Comunicado del Obispado de Jujuy:

Ante las noticias que son de público conocimiento, el Obispo de Jujuy, a través de la Comisión de Medios de comunicación de la Diócesis, desde Roma en donde cumple tareas inherentes a su responsabilidad como Obispo y también Presidente de la Comisión de ministerios de la CEA, quiere hacer presente su solidaridad con la niña y con la familia que sufren las consecuencias de una violación y ruega a Dios para que el caso se resuelva de la mejor manera, sin aumentar dolor al dolor, salvando las dos vidas. Se pide a toda la comunidad una en oración para que prevalezca la vida sobre la muerte.






Comentarios