El informe forense preliminar habla de un golpe en la cabeza.


Irineo Domínguez (64), el abuelo de El Alcázar que fue hallado muerto dentro de un pozo de agua de una chacra, habría sido atacado por la espalda antes de morir y con un golpe en la cabeza.

La información fue suministrada por los forenses que le entregaron el informe preliminar al juzgado de Instrucción de Puerto Rico, que investiga el caso.

Lo que los investigadores aún no pudieron dilucidar son las circunstancias en las que ocurrió el crimen, es decir por qué el único detenido, Raúl Rodríguez, de 47 años, presunto autor del golpe mortal, habría llegado a ese punto.

Irineo Domínguez estaba siendo buscado por su familia y amigos luego de no haberlo visto algunos días. Su cuerpo fue encontrado en un pozo en una chacra de El Alcázar.




Comentarios