Padres presentaron un recurso de amparo para que regresen las clases presenciales en todas las ciudades de Córdoba. Esta acción fue consecuencia del último decreto provincial, que habilita la presencialidad en localidades con menos de 30 mil habitantes, pero restringe la bimodalidad en 34 localidades.

//Mirá también: Clases en Córdoba: la presencialidad sigue suspendida en 34 localidades

El pedido judicial está acompañado por una medida cautelar para que se resuelva de manera urgente. “Solicitamos se despache la medida cautelar peticionada para evitar que provoque un gravamen irreparable a los derechos de los menores que representamos”, establece el escrito. La resolución recaerá sobre una de las tres cámaras en lo contencioso administrativo.

Argumentos para el retorno de las clases

Entre los argumentos del escrito señala que hay una “arbitrariedad e ilegalidad manifiesta” y que la decisión de suspender la presencialidad es “irrazonable y desproporcionada” y que afecta los derechos de los niños.

“La irrazonabilidad de la medida tiene que ver con la ausencia de un patrón científico de causa y efecto. Los organismos internacionales, como Unicef, manifiestan que las clases presenciales no son factores decisivos en el aumento de los contagios, precisamente por ser las escuelas lugares controlados”, dijo Florencia Ramos Martínez, abogada y una de las madres que firman el escrito.

“Otro punto es la ausencia de tiempo de las medidas, esta indefinición genera una incertidumbre en los niños y pone en jaque algo más que los contenidos sino que se traduce en daños físicos y emocionales, muchos de ellos irreversibles. La falta de estímulos de ver a sus compañeros y maestros entorpece el aprendizaje. Hoy al Estado no le interesa esto y prefiere abrir un shopping, los centros comerciales y no las escuelas”, agregó.

//Mirá también: Córdoba se diferencia de Nación: “Los chicos no pasarán de año directamente”

La acción introduce la posibilidad de recurrir a la Corte Suprema de Justicia (CSJN) de la Nación para resolver en última instancia sobre este punto. Vale recordar como antecedente que hace unos meses el máximo tribunal argentino falló a favor de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (Caba) cuando el Gobierno nacional decretó restricciones para la actividad escolar en función de la situación sanitaria.