En diciembre, los comercios pymes de la provincia de Córdoba registraron una caída del 7,4% frente a igual mes del año anterior.


Según datos relevados por la Federación Comercial de Córdoba (Fedecom) y sus Cámaras y Centros Comerciales adheridos, las ventas minoristas de las pymes de la provincia de Córdoba finalizaron el mes de diciembre con una caída del 7,4% frente a igual mes del año anterior.

De esta forma, se acumula el décimo mes de retracción consecutiva en las ventas minoristas y una baja acumulada promedio del 4,05% en todo 2018. En noviembre, la caída fue del 12,1%; en octubre 8,6%; septiembre 8,3%; agosto del 5,2%; julio 2,8%; junio 2,9%; mayo 1,7%; abril 1,1% interanual; y en marzo del 0,4%.

Según el relevamiento, la contracción se sintió en diciembre con especial intensidad en las ciudades de Córdoba, Río Cuarto, Alta Gracia y en menor medida en San Francisco.

“El resultado de las ventas navideñas ya hacían prever este panorama”, dijo Ezequiel Cerezo, vicepresidente de Fedecom.

Y agregó: “Recuerden que también cayeron 7,1% en frente a igual fecha del año anterior demostrando que, pese a ser la fecha comercial más importante del año, la incertidumbre económica manda a que las familias tengan un comportamiento cauteloso”. 

En efecto, pese a que los comercios presentaron un amplio abanico de opciones con el objetivo de incrementar las ventas y ayudar al alicaído poder de compra de los consumidores, el resultado también fue negativo.

De los 15 rubros relevados por la entidad, todos ellos alcanzaron valores negativos en la comparación interanual respecto a las cantidades vendidas: las caídas más pronunciadas se observaron en Muebles de oficina y hogar, Neumáticos y repuestos, Calzados y marroquinería, Bazar y regalos.

Respecto a las modalidades de pago, el 45% de las operaciones se realizaron en efectivo, el 46% con medios electrónicos y un 9% con créditos propios de los establecimientos comerciales.

Expectativas

En cuanto a las expectativas para lo que viene es inevitable que los comerciantes cordobeses, pese al contexto económico pesimista, no esperen con esperanzas el efecto de la temporada de verano y de festivales y eventos musicales y artísticos que se llevarán a cabo en las distintas localidades del interior.

Aún así, según el relevamiento realizado, sólo 12% de los comerciantes esperan para el próximo que las ventas suban, 26% creen que se mantendrán sin variación y un 62% que disminuirán.

Vale recordar que según CAME, las ventas en diciembre a nivel nacional cayeron 9,9% interanual.






Comentarios