Brindadas por la Dirección de Control de la Industria Alimenticia de la Provincia de Córdoba para evitar riesgos en las próximas celebraciones.


Las celebraciones de Nochebuena y Año Nuevo son ocasiones especiales que motivan la elaboración de diversas comidas para agasajar y compartir con los seres queridos. Por tradición, se preparan alimentos pocos habituales o que requieren más atención en su preparación.

La Dirección de Control de la Industria Alimenticia de la Provincia de Córdoba brinda algunos consejos sobre el cuidado de los alimentos, la importancia de conservar la cadena de frío y recomienda extremar los recaudos para evitar distintas enfermedades como el botulismo o la triquinosis.

Claves para el cuidado de los alimentos

Mantener la higiene personal y la limpieza de la cocina

Separar los alimentos crudos de los cocidos

Cocinar los alimentos completamente

Usar agua y materias primas seguras

Mantener los alimentos a temperaturas seguras

Conservar la cadena de frío

Leer atentamente los rótulos de los alimentos para conocer las condiciones de preservación

Si un alimento fue descongelado, no debe volver al freezer, salvo que esté cocinado

Cuando se rompe la cadena de frío, el alimento debe consumirse el mismo día o a lo sumo al día siguiente

A la hora de colocar los alimentos en la heladera, las carnes debe estar en las zonas de temperatura más baja, los lácteos en las zonas de temperatura media, y frutas y verduras en las de temperatura menos fría.

En los comercios, adquirir en última instancia los alimentos que necesiten frío. De ser posible, se recomienda transportarlos en bolsas isotérmicas y refrigerar ni bien se llegue al hogar.

No dejar alimentos cocinados a temperatura ambiente durante más de dos horas.

Refrigerar lo antes posible los alimentos cocinados y los perecederos (preferiblemente por debajo de los 5°)

Mantener la comida muy caliente (a más de 60°C) antes de servir

No guardar alimentos elaborados durante mucho tiempo, aunque sea en el refrigerador

No descongelar los alimentos a temperatura ambiente.

El botulismo es una enfermedad causada por una toxina bacteriana que se puede encontrar en las conservas.

Recomendaciones:

Si consume productos enlatados, el envase no debe estar abollado, hinchado u oxidado.

Verificar que los productos estén autorizados por el Registro Nacional de Productos Alimenticios (RNPA), y el Registro Nacional de Elaboradores (RNE)

Controlar que el rótulo esté íntegro

La triquinosis es una enfermedad causada por el consumo de carne cruda o mal cocida de animales, fundamentalmente de cerdo, infectados con larvas de parásito Trichinella

Recomendaciones:

Adquirir productos de cerdo que cuenten con la habilitación del Senasa, RNPA y RNE

Cocinar hasta el centro del corte a mas de 72°C hasta que desaparezcan los jugos rosados

Por consultas o más información, dirigirse a la Dirección de Control de la Industria Alimenticia (Secretaría de Industria – Ministerio de Industria, Comercio y Minería de la Provincia), ubicada en Avenida General Paz 70, cuarto piso. O bien llamar al 0351 4266400 o por correo electrónico a proteccionalimentos@cba.gov.ar






Comentarios