Tomaron una lujosa casa y armaron una fiesta en la que hasta se sacaron fotos con una Ferrari del dueño.


No es la primera vez que sucede, pero llamó la atención por varios detalles entre los que destaca una Ferrari, nada menos, en la tranquila noche de Oncativo, donde un grupo de personas tomó una vivienda para realizar una fiesta a todo trapo, disfrutando de los placeres que tenía el dueño.

Ocurrió en una lujosa casa cuyo dueño estaba ausente y que fue usurpada por unos “okupas”, que dieron rienda suelta a la diversión con música y alcohol y de la que se filtraron fotos y videos.

Por el momento, las sospechas apuntan a un joven que supo realizar tareas de mantenimiento y jardinería , que logró convencer a una de las empleadas para que le abra las puertas.

De acuerdo a los vecinos de la zona, la casona es propiedad de un reconocido empresario vecino que esa noche habría pernoctado en su casa de fin de semana, en otro punto de la provincia de Córdoba.

En la “caravana” participaron unas 20 personas, que hasta se sacaron fotos junto a los soñados autos del dueño, como una Ferrari y una exclusiva motocicleta Harley-Davidson.

Pero eso no fue todo, ya que los intrusos se deleitaron con bebidas importadas de altísimo costo y también comieron alimentos exóticos, que el dueño de casa tenía guardados en su bodega, informa El Doce.

Totalmente fuera de control, algunos de los muchachos sacaron una de las camionetas del dueño y se filmaron conduciendo a 200 kilómetros por hora, por un camino rural.




Comentarios