Los principales focos fueron contenidos, más allá de que quedan muchos puntos calientes en las sierras.


Por el esforzado trabajo de los bomberos, los principales focos de incendio en las sierras de Córdoba fueron contendidos, aunque es alto el riesgo de que se reinicien.

Los focos ígneos más importantes se produjeron entre Santa María de Punilla y Tanti, donde diez personas fueron evacuadas; y entre San Antonio de Arredondo y las Jarillas. También hubo incendios pero de menores proporciones en La Calera y La Cumbrecita.

“Debemos tener precaución, sobre todo con el incendio en Tanti. Es un perímetro muy extenso, de unos 23 kilómetros aproximadamente. En los incendios tenemos un total de 210 bomberos voluntarios trabajando. Hay muchos puntos calientes todavía”, precisó Diego Concha, director de Defensa Civil de la Provincia.

“La situación está mejor que ayer, cuando se registraron ráfagas de viento de 60 kilómetros por hora, que hicieron que el incendio se saliera de control y fuera realmente explosivo”, añadió en declaraciones a La Voz.

Los siete aviones hidrantes de Provincia y Nación que trabajaban en Las Jarillas, Tanti y el Durazno están aterrizados, como así también los dos helicópteros que transportaron bomberos este lunes al perímetro del incendio. No hay riesgo para viviendas por el momento, pero quedan muchas horas de asegurar el perímetro y que no vayamos a tener ningún reinicio”, completó.




Comentarios