La Gloria tiene una vida más. Venció a Olimpico de la Banda 95 a 88 en el suplementario en un Sandrín que explotó. Puso la serie 2-1 y el lunes intentará emparejarla.


Un Instituto obligado a ganar para seguir con vida en la Liga Nacional, venció a Olímpico de la Banda por 95 a 88 en tiempo suplementario y en un Ángel Sandrín colmado y fervoroso. De este modo, la serie está 2-1 a favor de los santiagueños y habrá cuarto partido el lunes.

La Gloria tomó la iniciativa y ganó los dos primeros cuartos, 24-17 y   aunque a veces confundió intensidad con apresuramiento.

En el tercer cuarto la visita emparejó el tanteador y el 64-63 hizo presumir un final muy apretado. Y así lo fue, al punto que igularon 81-81 y fueron al suplementario. 

Con garra y determinación, el equipo de Rearte sigue de pie y tiene una vida más para avanzar en la reclasificación de la Zona Norte.






Comentarios