Se estima que estarían listos en 60 días. Ambos se ubican en el arco sur. 


El cierre del anillo de Circunvalación es una obra que tiene esperando a los cordobeses desde hace más de 40 años y todo parece indicar que en los próximos meses estaría finalizada. Uno de los indicios es que ya fueron habilitados al tránsito 25 de los 27 puentes que se proyectaron a lo largo de los 17 kilómetros de la obra.

Los dos puentes que aún restan concluir, están ubicados en la zona sur de la ciudad, a la altura del distribuidor que se construye entre la avenida Donosa y los puentes sobre el arroyo La Cañada. Ambas construcciones muestran un nivel de avance cercano al 80 por ciento y tienen como característica distintiva que son de diseño curvo.

El presidente de Caminos de las Sierras, Jorge Alves, remarcó que los enlaces son vitales para la conexión barrial entre aquellos sectores dentro y fuera del anillo: “Cuando se definió este nuevo tramo para completar el anillo nos dimos cuenta que había que hacer muchas más conexiones entre los barrios que quedaban fuera de la Circunvalación con el resto de la ciudad”, explicó.

Por todo esto, añadió, “fue necesario diseñar muchos más puentes de los que tiene el resto de la Circunvalación. Tanto es así que en este tramo de 17 kilómetros hay 27 puentes, casi más puentes de los que hay en los 30 kilómetros restantes”.

En el diseño original de la traza de la avenida de Circunvalación, de fines de los años 60´, se preveían conexiones de la calzada principal en los cruces con rutas nacionales y provinciales. Con la expansión demográfica ese criterio cambió para “poder facilitar la conexión de los barrios que están fuera de Circunvalación con el centro de la ciudad”, explicó Alves.

“Sobre todo en el sur de la ciudad que es una zona que estaba muy desconectada, como Santa Isabel, Villa El Libertador que tienen acceso rápido al centro a través del puente Bazán y el puente de la avenida Donosa que continuando por Cruz Roja pueden llegar rápido al centro”, expresó.

De los 27 puentes planteados en el proyecto de cierre del anillo, uno se destaca especialmente y se transformó en una postal de la ciudad por sus grandes dimensiones: el viaducto de 1.800 metros situado frente al Estadio Kempes. A través de sus ramales, ese viaducto permite el acceso hacia y desde la zona del Predio Ferial, el Centro de Convenciones, el Parque del Chateau y las urbanizaciones situadas en el sector con la zona del Parque del Kempes, el Puente 15 y el barrio Villa Belgrano.

También es el acceso al principal complejo deportivo de la ciudad conformado por el Estadio Mundialista, el Natatorio, la Cancha de Hockey y el IPEF. Asimismo, el viaducto conecta la zona del Piamonte con el túnel ubicado debajo de la Mujer Urbana.





Comentarios