Se trata de un remisero que colocó el vehículo en una posición en la que nadie podía pasar. Un paciente y un medico alzaron a un señor que llegó con bronquitis.


Emilio Álvarez es una persona conocida en Córdoba no sólo porque pese a su condición de discapacidad (por la cual debe movilizarse en silla de ruedas por todos lados) forma parte de los medios de comunicación con un programa de radio propio.

Es además un ferviente defensor de las políticas de inclusión que permitan el acceso a cualquier lugar de las personas con discapacidad.

Este lunes se mostró indignado por una situación que le tocó vivir cuando concurrió a un hospital para ser atendido por una bronquitis.

El remisero bloqueó el acceso al hospital donde está la rampa para discapacitados.

De acuerdo con lo que publicó en su muro en Facebook, Emilio tuvo que ser “alzado por un médico y un paciente” para poder entrar a ese centro de salud, debido a que un remise bloqueaba todo el ingreso.

“El dueño del remis no lo pudimos encontrar es una vergüenza de un servidor de transporte haga esto indignado estoy”, dijo.






Comentarios