Un aberrante caso ocurrió en Concordia. Una menor de edad, de la que no trascendió la edad pero tendría 17 años, fue drogada y abusada sexualmente.

La madre relató cómo habría ocurrido el ataque sexual, porque la joven le contó antes de asistir al nosocomio local. El agresor la drogó, abusó sexualmente de ella y utilizó prácticas violentas.

Gracias a la rapidez en la atención médica, la víctima se encuentra fuera de peligro, aunque sigue internada.

El agresor, que fue detenido, es Maximiliano Villarreal, oriundo de Federación. Ya había estado detenido por delitos relacionados a los estupefacientes.

Desde la Fiscalía de Género se realizaron todas las evidencias probatorias en el lugar, mediante allanamientos, y se tomaron muestras de la ropa de la joven. Se trabaja en una etapa de investigación de elementos secuestrados y muestras tomadas.