El senador nacional dejó expuesto al intendente capitalino y habló sobre su relación con Lucía Corpacci.


Si bien todavía falta bastante para la elecciones provinciales que se desarrollarán en octubre, en conjunto con las nacionales, el clima político en Catamarca está caldeado y el último en encender la mecha fue el senador nacional Dalmacio Mera, que dijo que el intendente capitalino Raúl Jalil le propuso armar un frente para ir a una interna en Cambiemos, partido con el que coqueteó durante bastante tiempo, pero finalmente se terminó quedando en el oficialismo.

“La única vez que hablé con Raúl Jalil, me vino a proponer que nos vayamos y las pasadas elecciones intermedias me dijo que tenemos que analizar la posibilidad de armar un espacio con Cambiemos y hacer una interna con Cambiemos y yo le dije que no”, reveló.

Respecto a su reelección con la gobernadora Lucía Corpacci, Mera afirmó: “No me gusta cuando uno no puede plantear diferencias, con disensos y plantear que hay cosas que se pueden hacer mejor. En todo lo que pueda ayudar a la gobernadora, intendentes, o a los que les toca conducir la responsabilidad del ejecutivo, lo hago sin mirar cuestiones personales”, sostuvo.

“No debo ser un obsecuente de la gobernadora para tener buena relación. Hay gente que cree que tiene que ser obsecuente, entonces, entre los conversos y los obsecuentes, cuando eso se convierte en el entorno de alguien, es difícil que salgan las cosas bien”, agregó.

Para finalizar, Mera se encargó de hablar sobre una posible candidatura a gobernador. “Me interesa ser parte de un proyecto en calidad de gobernador o de acompañante, con objetivos para cumplir y si no se cumplen que pueda haber disenso”, cerró en diálogo con El Esquiú.






Comentarios