Un episodio llamativo tuvo lugar en una comisaría de Recreo, que aparentemente habría sido víctima de la inseguridad reinante, ya que les robaron un importante cargamento que había sido secuestrado y que estaba tasado en más de $2.000.000 millones de pesos.

La policía había confiscado esta mercadería, que en su mayoría era ropa y calzados, en mayo del año pasado. Sin embargo, ahora se esstima que desapareció o se llevaron un 60 o 70% del mismo. 

Efectivos de esa sede policial fueron los que advirtieron del faltante cuando se disponían a hacer una inspección, ya que al no poder abrir el candado con la llave que le habían dado, rompieron y allí se dieron con la mala noticia. De inmediato,realizaron la denuncia correspondiente en el juzgado de la quinta circunscripción.

También ya en las fuerzas de seguridad se inició un sumario interno con el objetivo de establecer si hubo participación policial en el robo de este cargamento, informó El Ancasti.