La Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) y el Gobierno de la ciudad inhabilitaron la licencia de conducir de la mujer que mordió a dos policías que intentaron identificarla tras chocar a tres autos estacionados y volcar el sábado en el barrio porteño de Floresta.

“Todas las personas que conducen de manera responsable y que respetan la convivencia vial no merecen ser víctimas de conductores o conductoras violentos que cometen infracciones deliberadamente sin medir la gravedad de sus acciones”, indicó en un comunicado Pablo Martínez Carignano, director ejecutivo de la ANSV, dependiente del Ministerio de Transporte.

El texto oficial destacó que el organismo tiene la potestad de suspender de manera provisional la licencia de conducir “de aquellos que manejen de forma temeraria e imprudente poniendo en riesgo su propia vida y la de los demás”.

Chocó tres autos, volcó y mordió a policías (Fotos: GCBA)

“Esta nueva inhabilitación continúa el trabajo que llevamos adelante con todas las jurisdicciones del país para lograr pacificar el tránsito y evitar seguir viendo estas conductas viales violentas en las calles”, añadió Carignano.

Ahora, la mujer que agredió a los policías “deberá someterse a un nuevo examen psicofísico para determinar si es apta para volver a conducir”, según se informó.

El accidente y la furia de la mujer

El pasado sábado a las 6 la mujer chocó, impactó varios autos en la intersección de la avenida Juan B. Justo y Beláustegui, y luego volcó.

Cuando efectivos policiales quisieron identificarla y luego detenerla debido al estado alterado en que se encontraba, la mujer los mordió en los brazos.

Según detalló el personal policial, la conductora primero embistió con su Fiat Siena a un vehículo e intentó darse a la fuga, pero entonces chocó por detrás a otro vehículo, y por esta colisión, el Siena volcó, chocó a otro auto y a una camioneta que estaban estacionados, provocando serios daños en los vehículos siniestrados, de acuerdo al comunicado de la ANSV.

La mujer fue finalmente trasladada a un hospital de la zona para ser atendida y realizarse el test de alcoholemia, mientras los policías heridos fueron atendidos por personal de una ambulancia del Sistema de Atención Médica (SAME).

Con información de Télam.