La Unión de Trabajadores de la Educación (UTE) denunció este jueves que algunas escuelas porteñas fueron obligadas a abrir, pese a registrar casos positivos de coronavirus entre sus docentes.

“Hubo escuelas con casos de Covid confirmado que las obligaron a abrir igual, y más en el nivel inicial”, reveló la secretaria de nivel inicial del gremio, María José Gutiérrez.

La representante sindical señaló en declaraciones a El Destape Radio que “hay por los menos dos escuelas con casos de Covid positivo y le dijeron a los padres que eran mentira los rumores que se corrían de que había maestras con Covid, no lo quisieron decir”.

Asimismo, dijo que a esta situación se suma el hecho de que “hay amenazas de retirar las vacantes para los padres que no envían a los chicos al colegio, cuando sabemos lo que cuesta en el nivel inicial conseguir una vacante”.

Y agregó: “También hubo casos de escuelas que no abrieron porque no llegaron los insumos. En otros casos, sobre todo en la zona sur de la Ciudad, hubo pocos chicos porque los papás tienen miedo. En zonas como Parque Patricios, Soldati o Lugano las burbujas eran de tres o cuatro chicos”.

La representante sindical remarcó que UTE “estará acompañando a las familias y haremos amparos para que no se concrete esta amenaza de recortar vacantes”.

En otro orden, cuestionó las afirmaciones de la ministra de Educación de la Ciudad, Soledad Acuña, quien este miércoles afirmó que la presencialidad en el primer día de vuelta a clases en el distrito fue del 90 por ciento.

“En el nivel inicial no fue así, eso te lo puedo asegurar. Hubo sectores donde los padres deciden no mandar a los chicos. Están esperando ver qué sucede”, concluyó.