Rompieron un electrocardiógrafo, un laringoscopio, ampollas, medicación y carros de medicación, entre otras cosas.


Tres familiares de un paciente que falleció en el Hospital Isidoro Iriarte de Quilmes provocaron destrozos en las zonas de guardia y terapia intensiva.

En el ataque perpetrado este fin de semana, rompieron un electrocardiógrafo, un laringoscopio, ampollas, medicación, carros de medicación, entre otros materiales, según la directora del hospital Mirta Benedetti.

Destrozos en un hospital de Quilmes

 Los profesionales del nosocomio intentaron reanimar al paciente de 58 años durante 40 minutos y le informaron la delicada situación a los familiares. Al confirmarles que no la habían podido salvar y que murió, el hijo, la hija y la pareja comenzaron con los destrozos.

Lo cierto es que no atacaron al personal, sino que se desquitaron con el material del lugar. Luego, gracias a la contención de algunos médicos y a la presencia policiales, pudieron controlar la situación. Los atacantes fueron detenidos.

Cuando a la familia se le anuncia que el paciente ha fallecido, que ha sufrido un infarto masivo, los familiares irrumpen en la guardia, en el shock room, en un estado de suma alteración. Entraron a los gritos y tirando todo lo que estaba al paso”, contó la directora en radio Mitre.






Comentarios