Ocho grúas estarán en las inmediaciones del Hipódromo de San Isidro para llevarse autos mal estacionados.


El festival Lollapalooza comenzará desde este viernes y se extenderá hasta el domingo, y esperan que más de 250 mil personas lleguen hasta el Hipódromo de San Isidro.

Para evitar inconvenientes en relación al tránsito, las autoridades municipales de San Isidro pondrán en marcha importantes operativos en toda el área.

En ese sentido, habrá 120 inspectores de tránsito (un 50% más que en 2017), ocho grúas para remover vehículos que bloqueen garajes o estén en espacios no permitidos, y 20 motos y 12 móviles municipales recorriendo y trabajando de manera permanente en el área.

La organización habilitó dos ingresos para vehículos: uno en Fleming y Márquez, y el otro en Unidad Nacional y Santa Fe. En cuanto al estacionamiento, además de los 4.000 lugares que hay dentro del predio y que ya están completamente vendidos, se podrá dejar los autos a 45° sobre Márquez a lo largo de unas diez cuadras, desde Fleming hasta Moreno (unos cien metros antes de Centenario).

Además, dispusieron paradas de taxis provisorias en la inmediaciones del Hipódromo; un refuerzo en la frecuencia de las líneas de colectivos, y el tren Mitre brindará un servicio extra de 0.15 a 3 con trenes rápidos cada 15 minutos de San Isidro a Retiro, que pararán solamente en la estación “Belgrano C”.

Y para evitar el congestionamiento, se firmó un acuerdo con Waze que actualizará los datos de tránsito.




Comentarios