La noticia de la muerte de Diego Maradona golpeó a todo el mundo. Los homenajes, las lagrimas y los cánticos no tienen frontera, en cada rincón del planeta se recuerda al Diez que tantas alegrías le dio al mundo futbolero. Además de la despedida que se organizó en la Casa Rosada, donde miles de argentinos se acercan a dar el último adiós, en Nápoles, las calles se enlutaron y los fanáticos lloran al futbolista.

“Era la felicidad de Nápoles”, dijo un chico que caminaba por las calles italianas sin poder digerir la noticia, detalla Clarín. La noticia llegó a suelo italiano cuando anochecía, el dolor en Nápoles se siente en el aire porque el astro argentino le dio vida a esta ciudad, le dio alegrías y magia. Ante el fallecimiento, los hinchas napolitanos tienen un contundente pedido: que el San Paolo lleve desde este momento el nombre de Diego Armando Maradona.

En medio de la pandemia y el frío que empieza a hacerse sentir en Europa, los fanáticos de D10S se reunieron, con barbijos, frente al gran mural del futbolista que está en el barrio español de dicha ciudad. Se olvidaron del toque de queda y fueron a despedir a Maradona, el ídolo que hace llorar a Nápoles.

El mundo del futbol está de luto por la muerte de Diego Armando Maradona.EFP - Ciro Fusco

Con las luces del estadio queremos devolverle la inmensa luz que Diego nos dio con su inmenso talento. Era el mejor, el más grande de siempre”, sostuvo muy conmocionado Corrado Ferlaino, quien llevó a Maradona al Nápoli, y agregó: “Soy napolitano y como todos los napolitanos lo lloramos y basta. Diego era un genio y un genio no puede ser como una persona común. Su fútbol era el mejor porque era perfecto. Pelé debía hacer goles. Maradona debía asombrar”.