Es investigado por falso testimonio pero su gran presente en Rusia 2018 fue determinante para que la causa quede en segundo plano. 


En caso de lograr la tan ansiada Copa del Mundo, a una de las figuras de Croacia le podría durar bastante poco la alegría por tamaño título. 

Se trata ni más ni menos que de Luka Modric, el cerebro del seleccionado croata que está siendo figura en el Mundial Rusia 2018 y podría ser condenado a cinco años de prisión por “falso testimonio” en una causa de corrupción. 

/ AFP PHOTO / Dimitar DILKOFF /

El controversial “caso Mamic” quedó opacado por el gran presente de Modric en el certamen mundialista, pero es el escándalo que salpicó al fútbol croata y podría complicar legalmente al crack del Real Madrid español. 

Modric es investigado por haber sido cómplice del dirigente más poderoso que tuvo el deporte del país balcánico, Zdravko Mamic, ya que el tribunal del condado de Osijek dictaminó que habría recibido ilegalmente el 50% de la transferencia de su pase cuando se fue del Dinamo Zagreb al Tottenham inglés,

Zdravko Mamic, el expresidente de la Federación Croata de Fútbol. / AFP / STR

En aquellos tiempos, el talentoso futbolista era representado por Mario Mamic, hijo del expresidente de la Federación Croata de Fútbol y en sus contratos había algunas cláusulas que obligaban al futbolista a compartir sus ganancias con el agente.

Por tal razón, Mamic fue condenado a seis años y medio de prisión, junto al expresidente del Dinamo Zagreb, Damir Vrbanovic, quien recibió 3 años de sentencia.

EFE/EPA/TOLGA BOZOGLU

Así las cosas, el supuesto “falso testimonio” de Modric se habría dado en sus declaraciones del 13 de junio de 2017 frente al Tribunal, las cuales difieren de las brindadas el 30 de agosto de 2015 ante la Oficina de Lucha contra la Corrupción y la Criminalidad Organizada (USKOK).

Pese a que el “10” croata se defendió argumentando que al firmar el acta judicial sobre su testimonio de 2015 no había leído detalladamente la documentación, tiempo después su exabogado confirmó que él leyó esas actas dos veces antes de firmar.

A favor de Modric, los dirigentes actuales de la Federación Croata de Fútbol enviaron un comunicado en el que garantizan la inocencia de su capitán y están “profundamente convencida de la verosimilitud del testimonio de Modric ante el tribunal de Osijek”. Al mismo tiempo, el escrito resalta “una carrera deportiva y un comportamiento intachable en la selección” del emblema de Croacia. 

Cabe recordar que el propio Modric ya había tenido inconvenientes legales por fraude con la Hacienda de España, razón por la cual tuvo que desembolsar casi un millón de euros para evitar su entrada a la cárcel a principios de 2018.

A tres días de disputar la soñada final de la Copa del Mundo frente a Francia, Modric cruza los dedos para ser afortunado tanto dentro como fuera de la cancha. 






Comentarios