El mediocampista y el defensor de la selección terminaron el entrenamiento en Huracán con molestias. 


A 18 días para el inicio de la Copa del Mundo la Selección Argentina de fútbol realizó un entrenamiento a puertas abiertas para la gente en el estadio Tomás Duco de Huracán para comenzar a despedirse del país antes de viajar a Rusia. 

Nicolás entrenó de forma diferenciada

En una mañana inolvidable no todo fue alegría ya que al finalizar la práctica se encendieron las alarmas del equipo de Jorge Sampaoli con las molestias físicas sufridas por Marcos Acuña y Nicolás Otamendi. 

El jugador del Sporting de Portugal sufrió un golpe en la rodilla izquierda, lo que le impidió continuar con el entrenamiento, mientras que el del Manchester City trabajó de manera diferenciada por una “lesión en la zona inguinal”.

Por eso luego de abandonar el estadio ambos jugadores fueron sometidos a estudios que confirmaron que ambos están fuera de peligro. La noticia fue anunciada en la cuenta oficial de la AFA y trajo tranquilidad al equipo. 






Comentarios