La semana próxima el canciller argentino visitará Brasilia, y podría allanar el terreno para un futuro encuentro entre los presidentes.


El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, dijo que está “listo” para recibir a Alberto Fernández, cuyo canciller, Felipe Solá, llegará la semana que viene a Brasilia. 

“Estoy listo para recibir a Fernández”, declaró a periodistas el presidente y líder de la ultraderecha brasileña, quien además agregó que el mandatario argentino sería “recibido como cualquier jefe de Estado”, pese a las profundas diferencias ideológicas entre ambos.

Jair Bolsonaro (Foto: Sergio LIMA / AFP)

Hasta ahora, Bolsonaro y Fernández no han tenido ningún tipo de contacto desde que el argentino ganó las elecciones del año pasado, ni desde que asumió el poder.

La relación puede comenzar a descongelarse la semana que viene, cuando Felipe Solá, el ministro de Relaciones Exteriores argentino llegue en visita oficial a Brasilia y sea recibido por su par de ese país, Ernesto Araújo.

Bolsonaro insinuó que, tras la reunión con Araújo, podría reunirse con Solá, que estará acompañado del nuevo embajador argentino en Brasil, Daniel Scioli. 

Ernesto Araújo, ministro de relaciones exteriores brasilero que recibirá a Solá (EFE/EPA/RAJAT GUPTA)

A pesar de mostrarse abierto a las relaciones con Argentina, Bolsonaro ratificó sus críticas al gobierno de Fernández. “Miren las medidas económicas que se están tomando allá. Ya las tomaron en el pasado aquí y no resultaron”, declaró hace unos días el mandatario. 

Las fricciones entre Bolsonaro y Fernández comenzaron durante la campaña electoral argentina en 2019, cuando el presidente brasileño apoyó abiertamente al expresidente Mauricio Macri en su carrera por la reelección. 

Jair Bolsonaro y Mauricio Macri durante la reunión del Mercosur en Bento Goncalves, Rio Grande do Sul, en diciembre de 2019 (Foto: CARL DE SOUZA / AFP)

Luego se acentuaron una vez que Fernández ganó las elecciones, con la decisión de Bolsonaro de no felicitarle por su triunfo ni acudir a su asunción, pero a fines del año pasado parecieron comenzar a superarse tras una conversación telefónica entre los cancilleres Solá y Araújo.

En esa conversación se acordó la visita que hará el canciller argentino a Brasilia la próxima semana, que, según dijeron a Efe fuentes diplomáticas, podría preparar el terreno para un eventual primer encuentro entre Bolsonaro y Fernández. 




Comentarios