El consul argentino en Japón informó que les pidió a los argentinos permanecer en los camarotes.


El crucero “Diamond Princess”, que viaja por Japón con 3.700 personas a bordo, confirmó que tiene 20 infectados de coronavirus y quedó en cuarentena. Entre los pasajeros hay ocho argentinos.

El cónsul argentino en Japón, Carlos Alfaro, confirmó que los argentinos “están todos bien de salud pero están enfrentando una dificultad que no esperaban en sus vacaciones”. “Todos han sido chequeados, ellos no estaban entre las personas con mayor riesgo, pero han sido chequeados por fiebre y por otros posibles síntomas. Están todos bien”, dijo a TN.

Alfaro también contó que se les pidió a los argentinos que “se mantengan en sus camarotes”, por lo que están “con movilidad restringida dentro del barco para evitar posibles contagios”.

En cuarentena

Los médicos sometieron a pruebas a 273 de las 3.700 personas a bordo de la embarcación después de que se le diagnosticara la enfermedad a un hombre que bajó del mismo barco en Hong Kong en enero.

El crucero “Diamond Princess” tiene 3.700 personas a bordo (AFP)

El miércoles “recibimos 31 resultados de las pruebas, 10 de los cuales dieron positivos”, afirmó al parlamento el ministro Katsunobu Kato.

“Ahora tenemos otros 71 resultados de pruebas, de los cuales 10 son positivos para el nuevo coronavirus”, agregó. “Los que dieron positivo serán hospitalizados”.

Trabajadores correctamente protegidos cargan víveres en el barco que se encuentra en cuarentena (EFE)

El “Diamond Princess”, que echó anclas en las costas de Yokohama el lunes por la noche, fue autorizado este jueves a llegar al muelle para repostar y desembarcar a los pasajeros enfermos.

Varios contaron a la prensa que hay cierta confusión a bordo y mucho aburrimiento, porque están confinados en la cabina para evitar cruzarse con enfermos.

Además de estos 20 casos en el crucero, Japón registró 25, en su gran mayoría de personas que pasaron por Wuhan, la ciudad china donde comenzó la epidemia.




Comentarios