Tiene capacidad para más de 80 mil espectadores y sólo se llenó en seis oportunidades.


Luego de una reunión entre las partes involucradas, este martes se definió que la final de la Copa Libertadores entre River y Flamengo del próximo 23 de noviembre se jugará en el estadio Monumental de Lima, Perú, y no en Santiago de Chile como estaba dispuesto inicialmente.

Queda en el sureste de Lima, cerca del complejo arqueológico de Puruchuco, y fue inaugurado en el año 2000 con espacio inicial para 60.000 espectadores. En 2017 se construyeron los palcos y su capacidad se amplió a 80.093.

Cómo es el estadio Monumental de Lima, que albergará la final de la Copa Libertadores entre River y Flamengo (Foto: web)

Desde el centro de Lima se puede tardar dos horas y media o tres en llegar al lugar, y tiene una particularidad un tanto problemática: cuenta con una sola vía de acceso. Es por eso que, cuando se juega un clásico entre Universitario y Sporting Cristal, se lo considera “de alto riesgo”.

La cancha, que es de césped natural, tiene 105 metros de largo por 70 de ancho. El estadio es uno de los más grandes del mundo, y sólo se llenó seis veces en su historia: en su inauguración, en un Perú-Ecuador por Eliminatorias, en los partidos ante Brasil de 2013 y 2017, en un Universtiario-Alianza Lima y en un concierto de Paul McCartney.

Cómo es el estadio Monumental de Lima, que albergará la final de la Copa Libertadores entre River y Flamengo (Foto: web)

Cómo es el estadio Monumental de Lima, que albergará la final de la Copa Libertadores entre River y Flamengo (Foto: web)

Cómo es el estadio Monumental de Lima, que albergará la final de la Copa Libertadores entre River y Flamengo (Foto: web)




Comentarios