El partido entre River y Flamengo se jugará el sábado 23 de noviembre en Santiago.


Por la ola de protestas en Chile, la final única de la Copa Libertadores entre River y Flamengo corría riesgo de ser trasladada a otro país. Sin embargo, la ministra de Deportes, Cecilia Pérez Jara, confirmó este miércoles que el partido se jugará el sábado 23 de noviembre en Santiago, tal como estaba establecido.

“Le ratifiqué al presidente de la Conmebol (Alejandro Domínguez), en nombre del presidente Sebastián Piñera, nuestra firme voluntad y compromiso de realizar la final en el país. Se encuentran todas las coordinaciones que corresponden en materia de seguridad”, anunció Pérez Jara en conferencia de prensa.

“Es una tremenda fiesta deportiva que le hace bien al país. Vamos a trabajar en conjunto con el Ministerio del Interior para llevar adelante este encuentro deportivo que es tan importante”, explicó la funcionaria.

Luego, Pérez Jara agregó: “Tenemos que hacerlo entre todo juntos. El deporte une. Creo que van a estar todas las voluntades para poder acoger un evento internacional como la final de la Libertadores”.

​De esta manera, quedó totalmente descartado un posible cambio de sede para la final entre el “Millonario” y el “Mengão” (se jugará el 23 en el estadio Nacional de Santiago).




Comentarios