"El Gobierno ya decidió", afirmó el candidato a vicepresidente del oficialismo. Y agregó que los gobernadores pueden ir a la Corte si lo consideran necesario.


El candidato a vicepresidente de la Nación por Juntos por el Cambio, Miguel Angel Pichetto, expresó este jueves una fuerte defensa de las medidas económicas proconsumo tomadas por el presidente Mauricio Macri y contradijo a los gobernadores.

Según el senador peronista que hoy milita en las filas del oficialismo, las medidas como la reducción del IVA y la elevación del piso del impuesto a las Ganancias no afectará las finanzas de las provincias, al margen de que esos impuestos sean coparticipables.

“Las medidas tienen total razonabilidad y no afectan el funcionamiento fiscal de las provincias, que recibieron a lo largo de estos tres años recursos muy importantes del Gobierno nacional. Las provincias están sólidas”, dijo Pichetto.

El candidato se refirió así a la devolución del 15% de coparticipación que la Nación les retenía a las provincias para financiamiento de la ANSeS. Se trata de recursos por unos 95.000 millones de pesos. También el Gobierno actual le devolvió a las provincias el 1,9% que se destinaba por decreto a financiar la AFIP.

Según Pichetto, las medidas que el gobierno nacional anunció en la semana posterior a las elecciones primarias, en las que quedó en segundo lugar y a 15 puntos de distancia del opositor Frente de Todos, “son correctas” porque “han sido dirigidas a los sectores populares más cadenciados”.

“Son muy buenas medidas porque alivian la situación que se ha dado con el impacto de la suba del dólar en los últimos tempos”, afirmó el senador nacional al llegar al museo porteño Malba donde se desarrollaba el seminario Democracia y Desarrollo, organizado por el Grupo Clarín.

Pichetto rechazó que el Gobierno haya afectado los recursos de las provincias y señaló que si bien hay una instancia de diálogo abierta con el ministerio del Interior, los gobernadores “siempre tienen el camino del reclamo judicial habilitado ante la Corte Suprema si se consideran afectados”.

“Estas medidas van dirigidas a los sectores populares, a los trabajadores. Van a permitir mayor poder adquisitivo en la clase media. Son facultades del Poder Ejecutivo Nacional las decisiones que ha tomado el Presidente, son propias del Gobierno”, defendió el senador nacional.

Y en ese sentido agregó: “No veo a los gobernadores haciendo una medida tan impolítica en contra de sus trabajadores. El Gobierno ya decidió“.

Por la Corresponsalía de Buenos Aires





Comentarios