El fiscal con competencia electoral salió al cruce de las advertencias de la oposición por la falla en el sistema de transmisión del recuento de votos. 


El fiscal federal con competencia electoral, Jorge Di Lello, aseguró el pasado domingo que “es absolutamente imposible que haya fraude” en las próximas elecciones nacionales que se realizarán el 11 de agosto y el 27 de octubre.

Di Lello salió al cruce de las advertencias de la oposición por la falla en el simulacro de recuento de votos realizado el sábado pasado, a poco más de 40 días de las PASO. Se hizo la primera prueba del sistema provisto por la empresa Smartmatic y falló desde el inicio.

El ensayo del mecanismo provisto por la empresa inglesa se inició con “un colapso de la plataforma de transmisión” cuando comenzó el simulacro que involucró a 3.000 escuelas en todo el país, conectadas a sucursales del Correo Argentino.

El fiscal Di Lello tiene competencia electoral. (Foto:Pedro Lázaro Fernández)

Por ello, la oposición salió al cruce y expresó quejas formales ante la Justicia electoral, por temor al fraude. Ahora, Di Lello dijo que no hay riesgos: “Siempre hay discusión sobre la posibilidad de fraude. Lo que motiva la discusión es el cambio del software para acelerar los datos del escrutinio provisorio”.

“El acto material del escrutinio no cambia. Hay una acordada de la Cámara Nacional Electoral que reitera la vigencia del viejo mecanismo del recuento provisorio y el definitorio”, dijo el fiscal con competencia electoral en declaraciones a Radio 10.

Según el fiscal, él no le ve “mucha pata” al tema del fraude. Dijo que al que le toca ser opositor siempre le tiene temor a esas maniobras, que en esta oportunidad “no son viables para modificar un resultado”.

“Si hablamos técnicamente de fraude como volcar un resultado final distinto al obtenido, es absolutamente imposible”, enfatizó el fiscal.

Y agregó: “El fenómeno que tiene el sistema electoral argentino, que algunos posmodernos trataron de modificar y ahora eso se ha acallado, tiene la participación de muchos, por lo cual cualquier maniobra que intentara hacerse requiere un concurso virtualmente imposible”.






Comentarios