El grupo de cinco trabajadores logró además detener a uno de los ladrones, siendo este entregado a la Policía.


Durante la madrugada del lunes, dos ladrones intentaron secuestrar el auto de un taxista en la Terminal de Ómnibus de Viedma, en José María Guido entre Estrada y Lamadrid. Sin embargo, vieron trunco su cometido ante la respuesta de colegas de su potencial víctima.

Ni bien notaron su intención, otros cinco trabajadores del rubro se aproximaron para socorrer a su compañero, logrando de esta forma atrapar a uno de los malvivientes, mientras que el otro escapó.

El asaltante retenido fue llevado a la Policía, tratandose de un hombre de 25 años que ya tenía un amplio prontuario delictivo. Al secuaz, por otro lado, se lo sigue buscando.

Uno de los conductores habló con Noticias Net, manifestando su preocupación de que no era la primera vez que esto sucedía, pidiendo por mayor seguridad en la zona. Además, explicó que en otras ocasiones lograban concretar sus hurtos, con armas blancas y de fuego para amedrentar a sus objetivos.






Comentarios