Construyen en el barrio Río Pipo de la capital fueguina. La recorrida se dio en el marco de la finalización de obra de las primeras 10 viviendas construidas de un plan que contempla 39.


La cooperativa “Nuestro Techo” invitó a la legisladora del bloque UCR-Cambiemos, Liliana Martínez Allende a recorrer las primeras 120 viviendas realizadas por la cooperativa, bajo la modalidad de autoconstrucción. Cabe recordar que las familias que integran la cooperativa presentaron un proyecto en 2014, que se concretó luego de negociaciones en el Ejecutivo y la Nación.

La Parlamentaria se mostró satisfecha porque “este proyecto nació en conjunto con los integrantes de la Cooperativa, que recurrieron a la Legislatura para ver de qué manera podíamos ayudar, para que el IPV sea quien les financie la construcción de las viviendas, en conjunto con el Gobierno Nacional”.

web

Liliana Martínez Allende recordó que a partir de la sanción de la Ley provincial N° 1064 “ellos pudieron comenzar este barrio, que por ahora son 10 casas”, y destacó que, en principio, el Instituto les otorgó los fondos para la construcción de 5 viviendas, pero “ellos han hecho rendir muy bien el dinero y lograron construir 10 a la mitad del costo que les habían sugerido y totalmente terminadas, con materiales de calidad”.

La presidenta de la Comisión de Vivienda (5), resaltó: “Todos los materiales utilizados, han sido comprados aquí en Tierra del Fuego. Tenemos que destacar que los comerciantes de nuestra ciudad han sido muy responsables y han confiado en ellos y los han ayudado”. Mencionó la importancia del “compre fueguino” en este caso, ya que las Cooperativas tuvieron en cuenta que al comprar a los comerciantes de acá, “están dando trabajo a un fueguino”.

web

Branca contó que pasaron tres años de trámites, con lo cual el dinero previsto para la construcción de las viviendas parecía no alcanzar. “Nos dieron el dinero y nos dijeron que podíamos hacer 5 casas y sin terminar porque para 10 no nos iba a alcanzar”.

Sobre la contienda de la construcción en proceso, Branca recordó momentos de incertidumbre: “Tuvimos mucho temor, pensamos que no llegábamos con el dinero. Comprobamos que comprando el 100 por ciento de los materiales en Ushuaia abaratábamos costos y además, contribuimos con nuestro granito de arena al comercio local y al sostenimiento de los puestos de trabajo en el rubro de la construcción y esto hace aún sentir más orgullo por el logro de este proyecto”, sostuvo.

La Ley provincial N° 1064 aprobó en diciembre de 2015 un convenio suscripto entre la Subsecretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda de la Nación y el Instituto Provincial de la Vivienda (IPV). El convenio, posibilitó la construcción de 10 viviendas de más de 75 metros cuadrados cada una, en dos plantas, con dos habitaciones, cocina y baño completos, comedor y living, que serán abonados por los adjudicatarios en cuotas.






Comentarios