El pasado viernes se vivió una jornada muy emotiva en la Feria del Libro, donde se homenajeó al ex Gobernador Campos y a los poetas Julio Leite y Anahí Lazzaroni.


El secretario de Cultura, Gonzalo Zamora remarcó que durante esta jornada se quiso “honrar a personas que tuvieron una influencia importante en Tierra del Fuego, En primer lugar con Ernesto Manuel Campos, el gobernador que fue tan relevante para la historia de nuestra provincia a partir de todas las obras y la planificación que llevó adelante. Muchas de ellas los fueguinos todavía la disfrutamos, por eso proyectamos el documental “Los Sueños del Gobernador Campos”, una coproducción del Gobierno de la provincia con el director Manuel Fernández Arroyo y la productora El Rompehielos”.

Por otro lado, “el homenaje a Julio “Mochi” Leite y Anhaí Lazzaroni fue muy emotivo porque estamos hablando de gente que hizo su aporte increíble al acervo cultural a la provincia, con sus poemas, sus escritos y con una la participación tan activa en el arte de Tierra del Fuego”, resaltó Zamora.

Tierra del Fuego en la Feria del Libro

En esa misma sintonía opinó Cristina Tchintian, subsecretaria de Coordinación y Articulación Política, quien remarcó que el “objetivo de haber realizado estos dos eventos el mismo día fue para coronar una destacada participación de la provincia en la Feria Internacional del Libro, donde pasaron más de treinta artistas entre escritores, músicos y bailarines; quienes son el presente y el futuro de la cultura fueguina”.

El primer evento fue a las 16:30 en la sala Bioy Casares del pabellón Blanco de la Feria, cuando se proyectó “Los sueños del gobernador Campos”, un documental biográfico que relata la historia de quien fue tres veces gobernador de Tierra del Fuego, diputado nacional y artífice de un gran cambio en la provincia a través de su visión de progreso y sus obras.

Feria Internacional del Libro – Bueno Aires 2019

La proyección se realizó a sala llena, con más de cien espectadores, entre los que se encontraban familiares y amigos de Ernesto Campos, el ministro de Ciencia y Tecnología, Daniel Martinioni, realizadores del documental y antiguos pobladores. En el estrado principal, presentando el material fílmico, se encontraban el ministro Jefe de Gabinete, Leonardo Gorbacz, el secretario de Cultura, Gonzalo Zamora, la subsecretaria de Coordinación y Articulación Política, Cristina Tchintian, y el director Manuel Fernández Arroyo.

La hija de Ernesto Campos se mostró muy conmovida y agradeció al Gobierno de la provincia por el homenaje y a Fernández Arroyo: “Fue muy emocionante poder revivir la vida de mi padre. Manuel supo captar la personalidad que él tenía a través de las anécdotas de papá y de sus obras. El proyectaba una provincia como la que es en la actualidad, pujante, con turismo e infraestructura. Para nosotros fue un ejemplo y fue muy lindo compartir este día con sus nietos, bisnieto y mi hermana”.

Por su parte, el director de la obra, Manuel Fernández Arroyo, resaltó la figura de Campos, que “llegó a Tierra del Fuego para darle un gran quiebre a la historia de la provincia, con su visión de desarrollo, con obras que todavía están vigentes. Se puede decir que hay un antes y un después de Campos, y a través de su historia nos inspira a todos los fueguinos una admiración por el cariño que le tenía a Tierra del Fuego”.

Al término del acto, la emoción se trasladó al stand 3132, donde desde el pasado 25 de abril Tierra del Fuego está presente difundiendo la soberanía, el trabajo, las gestiones que realizan las distintas áreas del Gobierno provincial y la cultura fueguina.

En un encuentro de amigos y poetas se recordó a Julio “Mochi” Leite y Anahí Lazzaroni, coordinados por el guionista y escritor Federico Rodríguez. Niní Bernardello, José Emilio Burucúa, Alejandra Tortorelli, Alejandra Pultrone, Florencia Lobo, Fran Beltran y Daniel Quintero contaron anécdotas, recitaron sus poemas y se emocionaron con el recuerdo.

La poeta y artista visual Niní Bernardello relató que el homenaje le “llenó el alma. La partida de ellos fue muy fuerte para todos nosotros. Pero ellos nunca se van a desvanecer. Sus poesías son extraordinarias y, con sus estilos, han marcado la historia cultural de Tierra del Fuego y han construido un camino. Julio con su estilo contestatario y comprometido con la justicia social y Anahí con una manera más lírica, más personal y con una relación espacial con los cantos yámanas, porque los dos mundos tienen una brevedad y una contundencia poética. Dejan un legado importante en la cultura fueguina”.






Comentarios