La víctima se encuentra en terapia. Familiares denuncian que el agresor no fue detenido.


El pasado miércoles, Juan Zelaya, de 38 años, salió de su casa rumbo a la panadería, su barrio en Blas Parera al 800, cuando un hombre se acercó y lo atacó a ladrillazos desfigurándole su rostro. Según informó la familia, tuvieron que intervenir varios vecinos para que el atacante frenara con las agresiones.

Tras ser golpeado, Juan fue internado en el Hospital Padilla, donde le realizaron una cirugía para reconstruir su mandíbula. Recibió 45 puntos en la cabeza para cerrar una herida, le suturaron el pómulo y corre riesgo de perder el ojo izquierdo.

​El ataque homofóbico generó gran indignación en todo el país. Integrantes de la Federación Argentina LGBT, ATTTA Red Nacional, Movimiento Evita y Biblioteca Ayelén, emitieron un comunicado repudiando el hecho y solidarizándose con la víctima y con su familia.

“Los policías de la comisaría 10º no quisieron acercarse al lugar donde se producía el ataque, no quisieron tomar la denuncia, pero sí salieron a defender la casa del agresor cuando los vecinos fueron a increparlo”, informa un párrafo de la denuncia publicada en redes sociales. Asimismo reclaman que el atacante de Juan no fue detenido.

Desde el Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI) repudiaron este episodio y su director, Ramiro Granado, confirmó que la familia de la víctima hizo la denuncia, y que el organismo investigará lo ocurrido.






Comentarios