El ministro de Desarrollo Productivo de la provincia analizó los impactos que puede tener esta medida impulsada por Mauricio Macri.


Una de las últimas medidas tomadas por el presidente Mauricio Macri fue la vuelta de las retenciones a las exportaciones, algo que en el sector productivo no cayó de la mejor manera. Luis Fernández, ministro de Desarrollo Productivo de la provincia, analizó lo que puede traer esta nueva política. 

“Estas medidas tienen un doble efecto que es muy grave para la economía de la provincia y para las economías regionales en general, porque pierden los reintegros a las exportaciones y además se les ponen impuestos. Esto quiere decir que algunas producciones perdieron un 4% o 5% de reintegro sobre el valor de la exportación y además les sacan el 10%, que implica un 15% menos. Pierden el reintegro y pagan la retención”, sostuvo.

“Es dinero que se va de la economía de la provincia, que no ingresa a los productores y hace que la economía se achique, junto con la perdida del poder adquisitivo de la población, producto de la inflación”, afirmó.

Para finalizar, Fernández habló de la situación particular por la que atraviesa la frutilla debido a los impuestos que se le aplicarán. “Peleamos por dos años y medio que la exportación de frutilla entrara en el Sistema General de Preferencia de Estados Unidos para quitarnos un impuesto de casi el 10.5%. Logramos que suceda, por lo que la frutilla volvía a tener expectativas de exportación, pero ahora tendrá un impuesto del 11%, es un contrasentido”, concluyó.




Comentarios