El Intendente volvió a pegarle a la oposición por no presentarse al examen toxicológico. 


El tema de la Rinoscopia cada vez genera más polémica en la capital provincial y lejos de apagar la llama que él mismo encendió, Germán Alfaro, que se presentó en el consultorio de la doctora Nora Martínez Riera, aviva el  fuego que comenzó a partir de las repercusiones del veto al Boleto Universitario Gratuito.

“Los que no vinieron tendrán sus razones y darán sus explicaciones. La verdad que no entiendo. Me invitaron, me hice presente y ellos no estuvieron. No hay una ordenanza pero tenemos una obligación moral y la responsabilidad pública, por eso yo creo que no puedo negarme a este tipo de pruebas”, expresó el intendente haciendo referencia a que ningún opositor se hizo presente al examen toxicológico.

Varios referentes de la oposición adujeron no estar notificados y Alfaro no perdió la oportunidad para responderles. “Tucumán es chico. No busquemos excusas que no son. Hay concejales que estuvieron con ellos cuando les llegó la invitación”, indicó en declaraciones a La Gaceta.

Para finalizar, expresó que confía en que todos se someterán a la Rinoscopia. “Pienso que todos los funcionarios se sumarán y se realizarán el test. Nosotros pensábamos que hoy habría 25 personas en la facultad. No quiero entrar en polémicas, esto está en la conciencia de cada uno y cómo se elige practicar esta actividad”, cerró.




Comentarios