Héctor Aranda, chofer de la Línea 7, recibió un fuerte golpe en la cabeza con la pistola mientras realizaba su primer recorrido a las 5.50 de la madrugada.


Efectivos de la Comisaría 12ª avanzan en las tareas investigativas para esclarecer el violento asalto que sufrió un chofer de la Línea 7 en la madrugada de este jueves en Barrio América de la Capital. Para esto, se acordó un trabajo en conjunto con los choferes de la empresa de colectivos “El Ceibo” para identificar a los presuntos autores.

Héctor Aranda, chofer de la Línea 7, de 52 años, denunció que a las 5.50 de la madrugada de este jueves, mientras realizaba su primer recorrido, en las calles Córdoba y 25 de Mayo subió una pareja de jóvenes al micro. El resto de los pasajeros que habitualmente viaja a esa hora descendió luego en avenida Sarmiento y Salta.

Al llegar a avenida América y calle Manuel Estrada, Aranda advirtió una actitud sospechosa en la pareja que seguía en el colectivo. Por ello, arrojó su celular al piso y el pasajero se acercó con una pistola apuntándole en la cabeza ordenándole que detuviera el colectivo y le entregara dinero.

En ese momento, el chofer recibió un fuerte golpe en la cabeza con la pistola, mientras que la mujer se acercó con una navaja en su mano y le sustrajo dinero del bolsillo de su abrigo. Pero, antes de bajarse, le provocó una herida con la navaja en la mejilla derecha. Luego, descendieron corriendo hacia avenida América.

“Estamos trabajando en la identificación de la chica y el muchacho que atacaron al conductor, y para ello nos reunimos con personal de la empresa El Ceibo a fin de que contar con la colaboración de los choferes en el reconocimiento de los agresores que tendrían alrededor de 20 años”, señaló el comisario Walter Colombres, segundo jefe de la Comisaría 12ª.

En tanto, desde la Justicia provincial, tomó intervención la Fiscalía Especializada en Robos y Hurtos de la IV Nominación.





Comentarios