La mujer estuvo en la tumba del cabo segundo Ramón Edmundo Ordóñez, oriundo del barrio Villa Balnearia de Las Termas.


La Guerra de Malvinas fue uno de los acontecimientos que más marcó a los argentinos  y durante la jornada del miércoles, un grupo de familiares de ex combatientes llegaron a esas tierras, entre ellas la santiagueña Aída Ordóñez, hermana del cabo segundo Ramón Edmundo Ordóñez, oriundo del barrio Villa Balnearia de Las Termas.

La mujer, visiblemente emocionada, contó como fue su experiencia de visitar la tumba de dónde yace su hermano, que está ubicada en el cementerio de Darwin. Fue la primera vez que viajó a Islas Malvinas para visitar a su hermano tras 37 años.

La mujer contó que cuando su hermano fue a la guerra, ella tenía apenas 15 años.

“Salimos a las 3 de la madrugada en el vuelo 802 de Andes, llegamos súper abrigados, pero nos sorprendió un clima casi primaveral, un día maravilloso, no corría viento, ni un pasto se movía, era una paz total”. Y prosiguió: “Fue un viaje muy emocionante, a la vez gratificante, no hay explicación para un sentimiento tan lindo, yo tenía 15 años cuando mi hermano fue a la guerra”, afirmó.

“Fue una ceremonia muy linda, muy emotiva cuando se tocó la trompeta, el toque de silencio, por parte de un excombatiente, y la gaita que tocó un inglés, una emoción impresionante”, continuó con su relato.

Por último, mencionó cómo fue el proceso de reconocimiento de su hermano. “En octubre accedí para que se haga el ADN, si bien mi hermano fue identificado desde primer momento, para dejar de lado toda duda se nos solicitó la prueba de ADN, pero Geoffrey Cardozo, el militar inglés que enterró a los héroes argentinos, me ha garantizado que en esa tumba está mi hermano”, cerróen declaraciones a El Liberal.






Comentarios