Este aberrante hecho ocurrió en el barrio capitalino Ampliación Juan Díaz de Solís. 


Una mujer de 37 años vive horas muy difíciles y quedó conmocionada, luego de enterarse que su hija de apenas nueve años, fue víctima de abuso, por parte de una adolescente, que es su vecina y que tiene 16 años.

Esto tuvo lugar en el barrio capitalino Ampliación Juan Díaz de Solís. El aberrante hecho se descubrió porque la madre de la víctima notó actitudes raras y un lenguaje impropio de la edad en la menor.

Tras hablar con ella, y a pesar de que la primera respuesta es que hacía eso porque eran cosas que había visto en televisión, la niña terminó quebrándose y confensandole a su progenitora que la joven solía bajarle la ropa interior y besaba sus partes intimas o la manoseaba. 

También la hija le contó que los abusos comenzaron cuando ella tenía cinco años y que la muchacha aprovechaba para vejarla cuando ella iba a su casa a jugar con los hermanos de la agresora, reveló Nuevo Diario Web

La madre procedió a acer la denuncia en la sede de la Comisaría Quinta del Menor y la Mujer y es llevado a cabo por la fiscal de la Unidad de Abusos Sexuales de Capital, Belkis Alderete, quien ordenó una serie de medidas a seguir.






Comentarios