El equipo santiagueño y su alegría después del partido.


“Ferro se va de la B, Ferro se va de la B, será porque tiene huevo y le sobran ganas para no volver”, cantaban eufóricos los jugadores de Central Córdoba tras vencer por penales a Sarmiento de Junín y conseguir el tan ansiado ascenso.

Además de dedicarle cánticos a su eterno rival, se abrazaron y lloraron de alegría al lograr el segundo ascenso a la Superliga.

Gentileza de diario panorama

Gentileza de diario panorama






Comentarios